Seleccionar página

Apreciado/a,

A pesar del esfuerzo realizado por parte de las empresas de transporte en autobús, la demanda en sus diferentes tipologías de servicios no se está recuperando al ritmo esperado. Aspectos como una escasa llegada de turistas, el mantenimiento del teletrabajo en muchas empresas o el aumento del paro están influyendo.

Por ello, creemos necesario reiterar que viajar en autobús y autocar es completamente seguro. Los operadores se han preparado para adaptarse a la nueva realidad, centrando los esfuerzos en garantizar la mayor calidad y seguridad a bordo del bus, teniendo en cuenta que a fecha de hoy no conocemos ningún caso de brote iniciado en el transporte público.

Los autobuses se desinfectan diariamente siguiendo las indicaciones de las autoridades sanitarias. El uso de mascarilla por parte de todos los viajeros y los conductores es obligatorio y se cumple. Por lo tanto, la posibilidad de transmisión del virus es muy inferior a en un autobús que en otros ámbitos.

Es imprescindible que la sociedad recupere la confianza en los modos de transporte colectivos para detener la contaminación, la destrucción del planeta y los problemas de salud que se derivan. A la vez, hay que tener presente la crítica situación que está viviendo el sector del transporte discrecional, formado por un tejido de micro, pequeñas y medianas empresas familiares catalanas que se están viendo abocadas a una grave crisis. Por lo cual, se necesitan ayudas directas al sector, ya sea por tarjeta o por visado.

Al mismo tiempo es el momento de seguir invirtiendo y haciendo actuaciones para mejorar la competitividad del transporte en autobús respecto al vehículo privado motorizado como la construcción de carriles bus VAO, la mejora de las estaciones de autobuses o las ayudas para la renovación de vehículos. Ciertamente, algunas de estas medidas se están realizando, pero hay que profundizar en esta línea.

Del mismo modo reitero la necesidad de impulsar una campaña de comunicación de gran alcance desde la administración, donde podamos participar, para recuperar la confianza en el transporte colectivo y, concretamente, poner en valor las virtudes del autobús como un medio de transporte sostenible, seguro y de calidad.

Atentament,

 

José María Chavarría

Presidente de FECAV

X